Àlaba 111 será el primer edificio en España con el sello WiredScore de conectividad

El edificio de oficinas Àlaba 111, ubicado en el 22@ de Barcelona y propiedad de Blackstone, es el primer inmueble en España que apuesta por la innovadora certificación WiredScore, que mide y verifica la conectividad en edificios.

El inmueble, diseñado por Batlle I Roig, gestionado por Rivoli Asset Management y comercializado por Savills Aguirre Newman, ha sido concebido para convertirse en uno de los edificios más emblemáticos en el distrito 22@ como referente de sostenibilidad y tecnología.

Álaba 111 es un edificio de nueva construcción de 18.300 m² que se prevé entregar en el segundo trimestre de 2022

Precisamente, su perfil tecnológico y su localización han sido dos de los motivos para ser el primer edificio que obtendrá la certificación Wiredscore en nuestro país.

El edificio de nueva construcción será entregado en el segundo trimestre de 2022. Cuenta con una superficie de 18.300 metros cuadrados distribuidos en siete plantas diáfanas con terrazas privativas y zonas comunes ajardinadas en planta baja y cubierta. Con aproximadamente 3.000 metros cuadrados de espacios diáfanos y modulares por planta, es el único edificio de oficinas en Barcelona con estas dimensiones.

Conectividad y sostenibilidad

La certificación Wiredscore garantiza la calidad tanto de la infraestructura de comunicaciones como de la conectividad dentro de los edificios. Con este sello, Álaba 111, que también dispondrá de la certificación de sostenibilidad LEED Gold, se sitúa a la vanguardia en innovación y calidad del entorno físico y digital para los usuarios finales del espacio de trabajo al garantizar con ambas certificaciones todos los aspectos clave para las oficinas del futuro: salud y bienestar, flexibilidad y sostenibilidad, eficiencia y conectividad.

Marie Laure Fenet, directora de Oficinas en Savills Aguirre Newman Barcelona, explica que “las empresas nos están demandando más calidad y eficiencia en los espacios de trabajo más allá del entorno físico, en un contexto en el que necesitan asegurar conexión permanente en cualquier lugar. Las certificaciones como ésta suponen avanzar ya en el estándar tecnológico que requieren las empresas en sus espacios de trabajo y agilizar las decisiones a la hora de elegir un edificio u otro al reducir además el tiempo de implantación por la infraestructura disponible.”

“El logro de la certificación WiredScore demuestra que Álaba 111 se compromete a proporcionar una conectividad inmejorable a sus usuarios. La misión de WiredScore es hacer que los edificios sean más inteligentes y estén mejor conectados en todo el mundo, para permitir un futuro más colaborativo, innovador y dinámico. Es fantástico tener a Álaba 111 como parte de esta misión y estamos encantados con las posibilidades de conectividad e infraestructura inteligente en la región”, ha señalado Will Buttery, director de Growth Markets, EMEA en Wiredscore.

El certificado WiredScore asegura a las empresas tecnológicas y de cualquier sector que busquen instalarse en el 22@ un estándar de innovación en infraestructura de telecomunicaciones y conectividad digital del edificio en todos los espacios comunes y privativos superior a la normativa actual, con redundancia de acometidas, mayores previsiones de pasos verticales, superficies de locales técnicos y prestaciones en materia de seguridad de los sistemas.

Con esta certificación, Àlaba 111 se posiciona a la vanguardia de la evolución tecnológica en el 22@, impulsando los nuevos retos de demanda de edificios más inteligentes, mejor conectados y adaptables a las nuevas formas de trabajar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.