Tarragona encabeza el aumento del precio medio de la vivienda nueva en Cataluña

Cataluña se mantiene como la comunidad autónoma con el precio medio de la vivienda nueva más elevado a nivel nacional en junio (4.224 €/m2), tras registrar una variación anual del 5,8%. Esta variación anual se sitúa por debajo de la experimentada en el conjunto de España (+6,4%), donde el precio medio de la vivienda nueva se ha situado en 2.641 €/m2. A su vez, la variación en los últimos seis meses creció un 2,9%. Por detrás de Cataluña, las cuatro autonomías con los importes medios de la vivienda nueva más elevados son Madrid (3.968 €/m2), País Vasco (2.927 €/m2), Islas Baleares (2.355 €/m2) y Navarra (2.033 €/m2).

Tarragona capital encabeza el aumento del precio de la vivienda nueva (+6%) por delante de Barcelona (+5,9%), Girona (+5,3%) y Lleida (4,8%). Estos datos se extraen del Estudio de Vivienda Nueva en Cataluña, elaborado por Sociedad de Tasación, con información de la comunidad y sus provincias correspondientes al primer semestre de 2022. En este informe se analizan los precios de vivienda nueva de sus poblaciones más representativas, así como de los distritos de la propia capital de Barcelona. Además, se incluye la evolución de diferentes indicadores inmobiliarios propios en el segundo trimestre de 2022.

Barcelona capital encabeza el precio de la vivienda nueva en España

Barcelona capital continúa siendo la capital de provincia con el precio de vivienda nueva más alto a nivel nacional (4.765 €/m2), por encima de Madrid (3.968 €/m2), tras aumentar un 5,9% durante los últimos doce meses. A su vez, la variación en el último semestre crece un +2,9%. Dentro de la Ciudad Condal, Sarrià-Sant Gervasi se mantiene como el distrito con el precio más elevado (7.295 €/m2), un importe significativamente por encima del valor medio de la capital. Le siguen Eixample (6.255 €/m2), Les Corts (5.726 €/m2) y Ciutat Vella (5.582 €/m2). En el lado opuesto, Nou Barris con 3.455 €/m2 es el distrito de Barcelona capital con el precio medio más bajo.

A nivel provincial, el valor de la vivienda nueva se ha situado en 3.223 €/m2, tras registrar una variación anual del 5,4% y semestral del 2,7%. Por su parte, en la línea de costa, donde se agrupan las comarcas de Maresme, Barcelonés, Baix Llobregat, Anoia, Bages, Bergueda y Garraf, el precio medio alcanza los 3.813 €/m2, y se sitúa por encima del conjunto de la provincia tras registrar un incremento del 5,6% en los últimos doce meses. En esta zona, y sin contar Barcelona capital, destaca la evolución en Sitges (2.849 €/m2), El Masnou (2.825 €/m2) y Sant Cugat del Vallès (2.814 €/m2).

Tras Barcelona capital, San Just Desvern (3.040 €/m2) es el municipio de la provincia de Barcelona con el importe más elevado, por delante de Esplugues de Llobregat (2.916 €/m2) y Sant Joan Despí (2.897 €/m2). Del conjunto de localidades con el importe más elevado, destaca la evolución de Badalona (2.615 €/m2) y Barcelona (4.765 €/m2), con incrementos anuales del precio del 6% y 5,9%, respectivamente. Estos valores se sitúan por encima de la media anual de Cataluña (5,4%). En términos semestrales, el municipio con el mayor incremento del precio vuelve a ser Badalona, con un 3,2%. Le siguen L’Hospitalet de Llobregat (2.685 €/m2) y Sant Adria de Besos (2.578 €/m2), ambos con un incremento interanual del 3%. Es importante destacar que todos ellos se sitúan en la comarca de Barcelona.

Las cifras de Girona, Tarragona y Lleida

Sin contar a Barcelona, Girona se sitúa como la capital de provincia con el precio de la vivienda más alto (2.285 €/m2) al cierre de junio de 2022. En los últimos doce meses, ha experimentado un crecimiento del 5,3%, mientras que en términos semestrales el alza de los precios se sitúa en el +2,8%.

A nivel de la provincia, el importe de la vivienda nueva se sitúa en 1.889 €/m2 en junio de 2022, con un incremento anual del 3,3% y una variación semestral del 1,6%. En los municipios de la costa, en los que se agrupan las comarcas de Alt Empordà, Baix Empordà y Selva, el precio medio de la vivienda nueva se sitúa ligeramente por encima (1.905 €/m2), con una variación anual del 2,9% y semestral del 1,3%. Castell-Platja D`Aro (2.461 €/m2) se mantiene como el municipio de la provincia de Girona con el importe de la vivienda nueva más elevado. Tras Girona capital, le siguen Tossa de Mar (1.978 €/m2) y Blanes (1.938 €/m2).

El precio medio de la vivienda nueva en Tarragona capital se sitúa en 1.945 €/m2 en junio de 2022, tras registrar una variación anual del +6% y semestral del +3,6% (las mayores variaciones de vivienda en esta comunidad). En su línea de costa, donde se agrupan las comarcas de Baix Penedès, Tarragonès, Baix Camp, Baix Ebre y Montsia, cuenta con el precio medio de vivienda más bajo del litoral catalán (1.649 €/m2), a pesar de experimentar un aumento del 3,5% en los últimos doce meses. En el conjunto de la provincia, el precio de la vivienda nueva se ha situado en 1.587 €/m2, tras aumentar un 3,7% durante los últimos doce meses. Sin contar la capital, los municipios con los precios más elevados se encuentran en: Altafulla (1.875 €/m2), Calafell (1.769 €/m2) y Salou (1.676 €/m2).

Lleida continúa siendo la capital que registra el menor precio dentro de Cataluña (1.425 €/m2), pese a que ha aumentado un 4,8% desde junio de 2021, así como un 2,5% en los últimos seis meses. En el conjunto de la provincia, el precio de la vivienda nueva se sitúa en 1.365 €/m2, tras experimentar una variación interanual del 3,1% y del 1,6% en términos semestrales.

Indicadores inmobiliarios en Cataluña (II trimestre de 2022)

El Índice de Confianza Inmobiliario ha aumentado 1,5 puntos durante los últimos tres meses en Cataluña. Concretamente, este indicador se sitúa en 54,3 puntos sobre 100 en el segundo trimestre de 2022, aunque ligeramente por debajo de la media nacional (54,8 puntos). Estos resultados reflejan un aumento del optimismo en esta autonomía, en un contexto de gran dinamismo de la actividad inmobiliaria e hipotecaria.

Por su parte, el Índice de Esfuerzo Inmobiliario se sitúa en 8,3 años de salario íntegro en Cataluña al cierre del segundo trimestre de 2022, tras aumentar una décima respecto a los tres meses anteriores. Este valor se encuentra por encima del promedio nacional, establecido en 7,3 años. Este indicador mide el número de años de sueldo íntegro que un ciudadano medio necesitaría destinar para acceder a la compra de una vivienda de tipo medio.

Además, la capacidad de acceso a la vivienda por parte de un ciudadano con unos ingresos medios, considerando aspectos como el salario o la capacidad de endeudamiento y los tipos hipotecarios, sitúa el Índice de Accesibilidad en Cataluña en los 94 puntos al cierre del segundo trimestre de 2022. Así, este indicador se mantiene por debajo de los 100 puntos, el valor adecuado para poder acceder a una vivienda. Los resultados de este indicador para el segundo trimestre de este año reflejan las dificultades económicas que experimentan los ciudadanos en esta autonomía para comprar una vivienda de tipo medio. Esta situación también se repite en los casos de Madrid y Baleares, en donde este índice marca los 89 y 50 puntos respectivamente. A nivel nacional, el indicador alcanza los 108 puntos al cierre de junio de 2022.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.