ACR construirá de forma industrializada una residencia de estudiantes de 27.000 m2 para el fondo belga LIFE

El fondo de inversión belga LIFE.be, especializado en proyectos de vivienda comunitaria, ha adjudicado a ACR la construcción en Salamanca de una residencia de estudiantes. Se trata de un macroproyecto industrializado con 915 habitaciones y una superficie total construida de casi 27.000 metros cuadrados. El plazo de ejecución está previsto en tan solo 16 meses, gracias a la utilización de varios sistemas industrializados, tanto en 2D como en 3D.

El conjunto está compuesto por tres volúmenes, que contarán con amplias zonas comunes para los estudiantes, entre las que destacan la piscina, varios cooking lounges (cocinas-comedor compartidas entre varias habitaciones), gimnasio, cine, lavandería y salas de estudio. Esta residencia contará con el sello Breeam Excellent, que evalúa la sostenibilidad en la edificación. Y también con el sello Fitwell, que certifica el cumplimiento de unos altos estándares de calidad en cuanto a la salud y bienestar de los futuros residentes y trabajadores del edificio.

En palabras de Guillermo Jiménez, director general de la constructora: “Este proyecto es una muestra evidente de que el binomio de colaboración e industrialización es garantía de éxito, especialmente en este tipo de proyectos, al haber más elementos estandarizables que nos permitan aprovechar al máximo las ventajas de la industrialización”.

Solución industrializada

Esta adjudicación es el resultado de un proceso colaborativo iniciado en el mes de marzo, en el que han estado involucrados los principales intervinientes en el proyecto: el equipo del estudio de arquitectura Ana Lozano_atelier, la consultora Valenthia Strategy, el Project Manager Arcadis, el industrial PRECON y ACR.

Fruto de dicho proceso colaborativo, se ha adaptado el proyecto hasta llegar a una solución industrializada que permitiese reducir el plazo de ejecución reduciéndolo de 21 meses a los 16 meses previstos actualmente. En concreto, se utilizará un sistema de estructura por muros de carga basado en hormigón armado que, al permitir ejecutar de manera industrializada el proyecto de principio a fin, incluido el bajo rasante, resultó ser el más idóneo para llevarlo a cabo. Durante la ejecución se instalarán también módulos industrializados en 3D, como los 915 baños completamente terminados, tipo plug&play, a cargo de la empresa IC-10.

El directivo ha subrayado también que “en este caso vamos un paso más allá, pues la incorporación de un sistema industrializado ha supuesto la diferencia entre que el proyecto fuese o no realizable en el plazo objetivo. De hecho, permitirá poner en funcionamiento la residencia un curso académico antes de lo que habría sido posible con una construcción tradicional”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.