El crecimiento del e-commerce marcará el ritmo de la logística y el retail en 2021

El impulso que ha experimentado el e-commerce durante 2020 marcará el desarrollo del retail este año e influirá en la marcha del sector logístico, como ya ha sucedido en los últimos meses. Esta es una de las conclusiones del informe de tendencias de Gesvalt, que espera que el comercio electrónico siga creciendo en los proximos meses.

De hecho, 2021 será un año clave para el retail, precisamente porque la pandemia ha acelerado la penetración del e-commerce en nuestro país, ya que las restricciones de movilidad han provocado que España haya superado la media europea en cuanto al número de personas que han empezado a adquirir por primera vez productos por Internet.

En este sentido, la consultora espera que haya un incremento de ingresos derivados del comercio electrónico del 20%, con un peso especialmente relevante del sector de la alimentación.

Ante el desarrollo del e-commerce, los retailers deberán decidir qué papel quieren que jueguen sus tiendas físicas en el futuro

«Ante esta situación, los grandes operadores de retail se enfrentan al reto de conseguir una mayor omnicanalidad, no solo con el objetivo de incrementar sus ventas, sino también para asegurarse su presencia en la única vía de comercio que se ha mantenido activa en cualquier circunstancia durante la pandemia», señalan desde Gesvalt.

Al mismo tiempo, estas mismas compañías tendrán que decidir más rápido de lo esperado qué papel quieren que jueguen sus tiendas físicas en el futuro. En este sentido, muchas de estas ubicaciones ya están convirtiéndose en espacios mixtos, con opciones como el click&collect, o incluso en un territorio completamente dedicado a las experiencias.

Todos estos desafíos llegan, además, en un momento difícil para el retail, ya que ha sido uno de los sectores más afectados por la pandemia. A pesar de eso, fue de los segmentos inmobiliarios en los que creció la inversión el año pasado, alcanzando un volumen de cerca de 1.900 millones de euros, gracias a las operaciones de grandes centros comerciales, supermercados e hipermercados.

La logística mantiene el protagonismo

Para la logística, el e-commerce ha supuesto una oportunidad en el actual escenario de pandemia. Desde Gesvalt destacan que el crecimiento del comercio electrónico ha catapultado la demanda de plataformas logísticas, lo que ha vuelto muy codiciados este tipo de activos, especialmente en la zona de Madrid y Barcelona, donde el número de operaciones han crecido un 50% y un 70% respectivamente respecto a 2019. Al mismo tiempo, las rentas se han mantenido muy estables en estos mercados.

De esta forma, el informe de tendencias de Gesvalt apunta a que el sector logístico seguirá siendo un actor principal en 2021, ya que en este periodo volverán a aparecer las tendencias truncadas en el año 2020, pero en una situación incluso de mayor fortaleza para el sector.

El sector logístico seguirá siendo un actor principal en 2021, según las previsiones de Gesvalt

Por este motivo, desde la consultora indican que, en 2021, el segmento logístico parte desde una posición privilegiada para afrontar los nuevos retos que tiene por delante, como la mayor penetración del e-commerce, la logística de última milla y la transformación ecológica, mediante la aplicación de conceptos como la automatización del picking, el crecimiento de los city hubs y la logística verde.

Oficinas y teletrabajo

El informe de Gesvalt también analiza la evolución del mercado de oficinas, que también sufrió el impacto de la pandemia con una contracción de la inversión del 50% en 2020, captando algo más de 2.100 millones de euros.

En este contexto, las operaciones se han polarizado todavía más entre Madrid, con casi dos tercios del total de la inversión, y Barcelona con la práctica totalidad del resto. Además, en estas grandes urbes, los precios de las rentas se han mantenido estables, incluso con ligeros incrementos en la ciudad condal.

Ante esta situación, y habiendo quedado demostrado que el tejido empresarial español estaba y está preparado para el teletrabajo, desde Gesvalt apuntan que será necesario observar la intersección entre dos grandes tendencias para determinar el futuro del segmento de las oficinas. Por un lado, la necesidad de mayor espacio por trabajador debido a las restricciones sanitarias y, por otro, las nuevas posibilidades que se abren ante las empresas en materia de conciliación o de reducción de espacio físico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.