Renta Corporación deja atrás las pérdidas: cierra los primeros nueve meses del año con un beneficio de 1,6 millones

Renta Corporación cierra los 9 primeros meses del año con un resultado neto acumulado positivo de 1,6 millones de euros, frente a las pérdidas de 3,7 millones del mismo periodo de 2020, con lo que deja atrás la crisis que provocó en los resultados de la compañía la Covid-19.

La firma informa que los resultados logrados por Renta Corporación y los recursos obtenidos por la venta de aproximadamente la mitad de su participación en la socimi Vivenio al fondo australiano Aware Super -operación que ha supuesto una entrada de tesorería de 12,7 millones y un resultado bruto de 2,5 millones- han facilitado que la compañía recupere también la distribución de dividendo entre sus accionistas que se pagará el 15 de noviembre.  Dicha retribución a los accionistas de Renta Corporación se efectuará por valor de 0,03733194 euros brutos por acción, a cuenta del resultado del ejercicio 2021, equivalente a un importe de 1,2 millones de euros brutos.

Los ingresos han alcanzado los 47,1 millones de euros hasta septiembre, concentrándose mayoritariamente en el negocio transaccional, con un crecimiento del 40% en relación al mismo periodo de 2020. Al tiempo que el ebitda se sitúa en 4,4 millones de euros frente a los números rojos de los primeros nueve meses del año pasado.

Sus ingresos crecieron un 40% de enero a septiembre, hasta los 47,1 millones de euros

Esta positiva cifra de ingresos se ha logrado gracias al cierre de importantes ventas en Madrid y Barcelona, principalmente una operación logística en Carretera del Mig (Hospitalet de Llobregat), dos residenciales en las calles Euterpe y Francesc de Bolós, en Barcelona, una de oficinas en la Gran Vía de la capital catalana, y tres operaciones hoteleras en Barcelona, además de un lote de cinco edificios residenciales en Ciudad Lineal, en Madrid.

Por otro lado, la operación corporativa en Vivenio con la entrada del fondo de pensiones australiano Aware Super en el capital de la sociedad, va a suponer disponer de 400 millones de euros adicionales para adquirir nuevos edificios residenciales, reforzando así el negocio patrimonial de la compañía.

De esta manera, Renta Corporación cuenta con una cartera de negocio que asciende a 201,2 millones de euros a cierre del tercer trimestre, incrementándose en un 55% en comparación con la cartera de la compañía a cierre del ejercicio anterior, y manteniendo un portafolio de activos altamente líquidos y bien localizados.

Renta Corporación cierra el trimestre con un endeudamiento sobre el activo del 28%, y una deuda financiera neta que se reduce significativamente hasta los 31,3 millones de euros. Por su lado, la tesorería de la compañía sigue mostrando una posición saludable e incrementa hasta los 14,5 millones de euros hasta septiembre.

La compañía recupera el dividendo a sus accionistas: pagará el 15 de noviembre 0,037 euros por acción, lo que equivale a un importe de 1,2 millones

Además, la compañía mantiene la diversificación de las fuentes de financiación, complementando en febrero el programa de financiación directa del ICO mediante la compra de pagarés en el MARF con la suscripción de un contrato bajo su programa de títulos de crédito avalados. Por otro lado, Renta Corporación ha renovado en mayo su programa de pagarés con una vigencia de 12 meses, incrementando el límite de saldo máximo vivo hasta 50 millones. Respecto a los costes de estructura, estos han disminuido hasta los 5,2 millones de euros, 1,7 millones por debajo de los 6,9 millones del mismo periodo de 2020.

A nivel bursátil, la cotización de la acción de Renta Corporación ha cerrado el mes de septiembre con un valor de 2,28 euros por acción, lo que representa un incremento del 11% en relación a los 2,05 euros por acción a cierre del ejercicio 2020.

La compañía destaca que “la evolución en bolsa de la compañía muestra la recuperación post-pandemia de la actividad económica general y del sector inmobiliario en particular, así como la positiva marcha del negocio de Renta Corporación, que cuenta con unos cimientos sólidos, una cartera de activos altamente líquida, un balance saludable y una sólida posición financiera, lo que permitirá aprovechar las oportunidades que presente el mercado en los próximos meses”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.