El mercado de centros de datos en España duplicará su capacidad en los próximos dos años

El sector de centros de datos ha demostrado su resistencia durante la pandemia, que ha acelerado el interés en este segmento en España. En este sentido, la Península Ibérica está adquiriendo nueva importancia como destino mundial de centros de datos con la introducción de nuevos desarrollos de cable submarino. Prueba de ello es que la actividad de desarrollo de centros de datos de colocación en España durante 2020 alcanzó niveles sin precedentes, con nuevos proyectos en Madrid y Barcelona que añadirán una capacidad informática estimada de 70MW en los próximos 24 meses, duplicando así la capacidad de colocación existente.

Así se desprende del informe de CBRE sobre el ‘Mercado de centros de datos a nivel nacional’, en el que se destaca que España tiene un mercado de centros de datos muy maduro que se focaliza alrededor del centro de Madrid, con cuatro nuevos proyectos en marcha, si bien otras ciudades como Barcelona y Bilbao están experimentando un importante crecimiento.

La adopción de nuevas tecnologías y el aumento de las necesidades de las empresas está provocando un crecimiento en los mercados de Madrid y Barcelona

En este sentido, el cable submarino 2Africa, respaldado por un consorcio de empresas que incluye a Facebook, se conectará desde Barcelona a 23 países circunnavegando el continente africano. Por su parte, el cable Grace Hopper, que entrará en funcionamiento en 2022, conectará Bilbao con el Reino Unido y Estados Unidos, ofreciendo una alternativa a las rutas tradicionales de cable submarino entre Europa y Estados Unidos.

Según el informe de CBRE, los proyectos de cable submarino Marea & 2Africa, que se completarán en 2022, situarán a España como destino clave de centros de datos para la prestación de servicios y transporte de tráfico de datos entre Europa y América. Además, convertirán a España en una puerta natural hacia África. “Gran parte de la actividad derivada de estos desarrollos de cable encontrará naturalmente su camino de vuelta al mercado de centros de datos de Madrid, desde donde se prestan la mayoría de los servicios y de la conectividad en la actualidad. También es probable que el mercado de Barcelona, el segundo de España, experimente un cierto crecimiento”, explica Anthony Labadie, director Data Centers Solutions CBRE Iberia.

El tamaño de los proyectos para albergar desarrollos de hiperescala también ha crecido. El proveedor de colocación Interxion está construyendo un nuevo centro de datos de 32MW y otros proveedores internacionales buscan construir a escala.

En paralelo, la actividad de desarrollo se enfrenta a algunos retos, ya que la disponibilidad de grandes parcelas en Madrid y Barcelona, cerca de grandes cantidades de energía de alta tensión y de rutas de fibra, es extremadamente limitada. “Estos dos factores críticos, junto con la aprobación de la planificación y la eliminación del riesgo físico, son fundamentales para el desarrollo de estas instalaciones”, comenta Labadie.

Interés inversor

El mercado de centros de datos en Europa sigue atrayendo el interés de la comunidad inversora debido, en gran parte, a la creciente demanda de los operadores de la nube a hiperescala. En el primer trimestre de 2021, los cuatro mayores mercados de centros de datos de Europa, Frankfurt, Londres, Ámsterdam y París (denominados mercados FLAP) representaban casi 2.000 MW de oferta de centros de datos, el doble que en 2016.

“La adopción de nuevas tecnologías y el aumento de las necesidades de las empresas que desean externalizar sus entornos tecnológicos y de centros de datos también está provocando un crecimiento en los mercados más allá de los FLAP. Como resultado, los mercados menor tamaño con presencia más local, como Madrid, han tenido una gran actividad en los últimos 12-18 meses. Es probable que esta tendencia continúe, ya que muchos proyectos se encuentran ahora en la fase de selección del emplazamiento”, subraya Labadie.

Los proyectos de cable submarino Marea & 2Africa situarán a España como destino clave para la prestación de servicios y transporte de tráfico de datos entre Europa y América

Por otro lado, los mercados FLAP experimentaron un ligero descenso en el crecimiento de la oferta el año pasado, con 135MW que se incorporaron al mercado debido en gran medida a la construcción in situ y a las restricciones de oferta derivadas de la pandemia. A pesar de ello, la demanda alcanzó un máximo histórico de 201MW y para este año se prevé que aumente a 370MW. “Esta elevada demanda está provocando una bajada de las tasas de desocupación en los mercados FLAP y un creciente interés en los mercados emergentes, como Madrid y Barcelona. Los proveedores de la nube buscan cada vez más prestar servicios a los mercados locales desde el propio país, en lugar de hacerlo en la región, lo que está provocando un nuevo crecimiento en los mercados más allá de los FLAP”, añade el director Data Centers Solutions CBRE Iberia.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.