“Nuestro principal objetivo como asociación es impulsar la modernización y adaptación de nuestros espacios al nuevo contexto”

Entrevista a José Manuel Llovet, presidente de la Asociación de Propietarios de Espacios Comerciales (APRESCO).

El presidente de APRESCO, José Manuel Llovet desvela en esta entrevista exclusiva para El Inmobiliario mes a mes cómo ha sido la trayectoria de una asociación nacida para ayudar a los propietarios de centros y parques comerciales a superar la pandemia para después convertirse en su voz ante las Administraciones de cara a superar los retos a los que se enfrenta el sector.

APRESCO representa a las principales compañías propietarias de centros, parques y otros espacios comerciales que operan en España con el objetivo de acelerar el desarrollo y la modernización del sector. Actualmente está integrada por 15 de las compañías líderes del sector, aunque pronto anunciará nuevas incorporaciones. Así, hoy ya integra a Carmila, Carrefour Property, Castellana Properties, CBRE IM, Ceetrus, DWS, Grupo Numero 1, Ingka, Klépierre, Lar España, LSGIE Group, Nuveen, Sonae Sierra, Unibail Rodamco Westfield y Via Outlets.

En apenas unos meses, la Asociación de Propietarios de Espacios Comerciales, Apresco, se ha consolidado como el principal interlocutor de los propietarios de centros y parques comerciales. ¿Qué les motivó a unirse y cuáles son sus objetivos a corto y medio plazo?

Apresco nació formalmente a finales del año 2021, aunque para encontrar el origen de la asociación hay que remontarse al inicio de la pandemia. Como a todos los sectores y al conjunto de la sociedad, esta pandemia nos ha hecho pensar mucho y nos ha puesto frente al espejo, y en nuestro caso particular nos hizo ser aún más conscientes de los retos coyunturales y estructurales a los que se está enfrentando nuestro sector.

En aquellos momentos difíciles, durante los meses de marzo y abril cuando comenzaron a producirse cierres y restricciones que afectaban a nuestros centros y parques, se comenzaron a tomar muchas medidas tanto a nivel nacional como en las distintas comunidades autónomas, y nos dimos cuenta de que era necesario que nuestras empresas estuvieran coordinadas y tuvieran una voz propia ante las administraciones. De ahí surgió un pequeño foro informal de empresas propietarias que se organizaron para colaborar y trabajar con las distintas administraciones en todos los movimientos normativos que se estaban produciendo.

Este foro informal de propietarios, que resultó muy útil en aquellos duros momentos supuso el germen de Apresco que nació meses después, esta vez sí, como una asociación formal que representa a los propietarios y titulares de espacios comerciales.

Siendo conscientes de los cambios que se están produciendo en nuestro sector y en los hábitos de consumo de los ciudadanos, que se han acelerado aún más con la pandemia, nuestro principal objetivo como asociación es impulsar la modernización y adaptación de nuestros espacios a este nuevo contexto, contribuyendo a mantener e incrementar su importancia en el comercio. Para ello creemos que es fundamental establecer relaciones de largo plazo y colaboraciones duraderas con las administraciones públicas y con el resto de los actores políticos, económicos y sociales de relevancia para nuestro sector.

¿Cómo valoran el que hasta ahora era uno de sus grandes objetivos, la interlocución con las administraciones? ¿Qué esperan de esa relación a corto y medio plazo?

Durante estos primeros meses hemos tenido la oportunidad de presentarnos y mantener reuniones con los principales organismos públicos de ámbito estatal y con las áreas de comercio de todas las comunidades autónomas y la verdad es que hemos sido muy bien recibidos en todos los casos. Durante estos meses hemos constatado que, de manera general, las administraciones públicas agradecen contar con interlocutores que les puedan aportar información y conocimiento sectorial y con los que puedan hablar de determinados asuntos de interés en los que están trabajando.

Estamos convencidos de la importancia de la colaboración público-privada en este sentido y por ello, como he mencionado previamente, desde el inicio de nuestra andadura nos hemos propuesto convertirnos en la voz de nuestro sector y colaborar con las distintas administraciones para defender los intereses de nuestros asociados y del conjunto del sector.

En los pocos meses que llevamos trabajando han sido numerosas las reuniones y conversaciones que hemos mantenido con los distintos Ministerios y Gobiernos autonómicos sobre distintos temas normativos y regulatorios y estamos contentos porque ya comenzamos a ver los frutos de esta colaboración.

¿Sienten reconocido el papel del retail en la reactivación económica y para el crecimiento del conjunto de la economía? ¿Se sienten ignorados respecto a otras posibles locomotoras económicas? ¿Cuál es su aportación real al empleo y al crecimiento?

Echamos en falta más ayudas y subvenciones específicas que impulsen la reactivación y la transformación de nuestro sector ante los retos que tenemos por delante

Estoy convencido que todo el mundo es plenamente consciente de la enorme importancia que tiene el comercio minorista en la economía española. Estamos hablando de un sector que supone en torno al 5% del PIB y a casi el 10% de todo el empleo nacional. Tampoco podemos olvidar el enorme peso económico de nuestro sector, los centros y parques comerciales que concentran una de cada cinco ventas de todo el comercio minorista.

El comercio ha sido uno de los sectores más afectados en la crisis. Los instrumentos de apoyo a las empresas, principalmente los ERTE y los préstamos ICO, han sido claves para que el sector no haya tenido un impacto aún más difícil de superar. Pero mirando hacia adelante echamos en falta más ayudas y subvenciones específicas que impulsen la reactivación y la transformación de nuestro sector ante los retos que tenemos por delante, la mejora de la sostenibilidad de nuestros centros y la transición hacia un modelo de omnicanalidad. Ambos objetivos están totalmente alineados con las líneas estratégicas de los fondos Next-Generation y del Gobierno y por ello creemos que deberíamos poder optar a más ayudas en este sentido.

Esta es precisamente una de las líneas de actuación que desde Apresco estamos tratando con las distintas administraciones con competencias en la materia.

¿Cómo han reaccionado los grandes centros y parques comerciales después de dos años de pandemia? ¿Hacia dónde van el sector y qué puede aportar Apresco?

Tras la sexta ola, parece claro que lo peor de la crisis del coronavirus ya ha pasado y somos optimistas. Según las cifras que manejamos, el porcentaje de ocupación de nuestros centros y parques se encuentra mayoritariamente en niveles superiores al 90% y las ventas ya se sitúan en muchos casos en niveles similares a las cifras pre-pandemia, aunque hay actividades y formatos que están reaccionando mejor que otros. Las afluencias por su parte están tardando algo más en recuperarse, y se sitúan aún entre el 80 y el 100% respecto a 2019, según tipo de activo.

Sin embargo, me gustaría resaltar que esta evolución positiva no habría sido posible sin los esfuerzos que tanto propietarios como operadores hemos hecho durante la pandemia para mantener nuestra actividad y no tener que bajar la persiana. Estuvimos abiertos para garantizar el acceso a la alimentación y los productos de primera necesidad y durante estos dos años hicimos grandes esfuerzos económicos para adaptarnos a la difícil situación de todos nuestros operadores. De acuerdo con nuestros datos, nuestras empresas alcanzaron acuerdos con más del 90% de todos ellos, estableciendo bonificaciones y aplazamientos de rentas. Esta vocación de colaboración desde el principio es lo que nos permite estar hoy donde estamos.

¿Cómo consideran al sector del e-commerce? ¿Su principal antagonista o estamos ante el principio de una hermosa amistad?

El comercio online ha cambiado totalmente las reglas del juego y, definitivamente, ha venido para quedarse. Para nada lo consideramos como un enemigo, sino como una nueva forma de consumo con la que convivimos y en la que nos integramos de algún modo desde hace años, siempre con el objetivo de dar el mejor servicio posible a los clientes finales.

Desde el punto de vista de la competencia nuestra principal reflexión y reivindicación es la necesidad de que se establezcan las mismas reglas de juego para todos los actores del mercado, tanto físicos como digitales, para que podamos competir en igualdad de condiciones en lo que tiene que ver con horarios y días apertura, impuestos, régimen laboral, etc.

Pero no hablemos más de e-commerce, hablemos mejor de comercio omnicanal, donde nuestros centros y parques comerciales, alojando a los mejores comerciantes, ofreciendo la mejor experiencia de compra, el mejor servicio directo, persona a persona además de integrar herramientas digitales de venta, reparto y otros servicios, juegan un papel absolutamente insustituible.

La omnicanalidad ya está aquí y también eso reafirma nuestros valores. Somos experiencia, punto de encuentro, pieza clave de las ciudades españolas y miembros relevantes de las comunidades sociales donde desarrollamos nuestra actividad. Somos modernos, conocemos a nuestros clientes a través de los datos, gestionamos nuestros edificios con la más moderna tecnología, además de con los criterios más exigentes de sostenibilidad y gobernanza. Somos una pieza clave económica, social y laboral en todo el territorio nacional. Nos sentimos fuertes y capaces de seguir siendo protagonistas del sector del comercio y la distribución.

¿Cómo será el centro y el parque comercial dentro de cinco años?

Los centros y parques comerciales están en constante evolución y avanzan al ritmo de las demandas de los usuarios. Durante los últimos años nuestros centros han reforzado su vocación de ser puntos de encuentro donde disfrutar de experiencias y comprar bienes y servicios.

Estas tendencias seguirán vigentes y se acrecentarán durante los próximos años. Nuestros centros serán espacios generadores de experiencias, con un cada vez mayor peso de actividades de ocio y nuevos servicios distintos a los vistos hasta el momento en estos espacios (salud, hoteles, etc.), omnicanal y totalmente integrados con el mundo digital y las nuevas tecnologías, además de ser medioambientalmente sostenibles.

¿Y con los inquilinos de centros y parques? ¿Están también condenados a entenderse con ellos? ¿En qué pueden colaborar con la AECC y qué les diferencia de ellos?

Nuestra relación con los operadores es excelente. Uno de los pocos puntos de los que sacamos una experiencia positiva de esta crisis es que nos ha acercado a ellos y hemos podido compartir de manera transparente problemas, objetivos y planes empresariales. El éxito de sus negocios es el éxito del nuestro y por ello cada vez más trabajamos conjuntamente para beneficio mutuo.

Como decía antes, la tónica general es la consecución de acuerdos y el sector se siente satisfecho de ello a pesar de que para todos ha supuesto un revés y un duro quebranto. La legislación ha fomentado también el entendimiento. Se ha apostado por la viabilidad del comercio en todos sus ámbitos y formatos.

En cuanto a la AECC, antes de nada, me gustaría mencionar que todas nuestras empresas asociadas también lo son de la AECC y en mi caso particular tengo el honor de ser además su vicepresidente. Apresco nace para sumar y complementar la excelente labor que vienen desempeñando AECC y otras asociaciones sectoriales en beneficio del sector. Mantenemos una gran relación y estoy seguro de que colaboraremos e iremos de la mano en una gran cantidad de temas en los que estamos totalmente alineados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.