Grupo Avintia RE desarrollará un complejo intergeneracional en Móstoles

La plataforma de gestión inmobiliaria de Grupo Avintia desarrollará un complejo intergeneracional que se ubicará en la Plaza del Sol, en el barrio Manuela Malasaña de Móstoles. Será ejecutado por ávita, con su modelo de construcción industrializada. El Ayuntamiento de Móstoles ha adjudicado dicha concesión por un plazo de 53 años a Grupo Avintia Real Estate.

El proyecto contará con una residencia de mayores, con capacidad para 180 residentes y con un centro de día anexo que podrá albergar hasta a 45 personas, y un segundo edificio destinado al alquiler asequible, dotado de 176 alojamientos distribuidos en siete plantas. Las obras comenzarán durante el primer trimestre de 2023.

Según Raúl García Martín, director de Promociones de Grupo Avintia RE, “haber sido adjudicatarios de este proyecto es un motivo de orgullo porque en él confluyen muchas de nuestras capacidades, desarrollar proyectos destinados a diferentes grupos poblacionales, generando espacios de convivencia sin dejar de cubrir sus necesidades específicas y que todo tuviera sentido era un reto al que hemos dado respuesta con nuestros equipos especializados”.

El proyecto de la residencia de ancianos, en particular, está siendo gestionado por Quality Care, promotora de Grupo Avintia RE especializada en proyectos sociosanitarios, y las unidades habitacionales destinadas al alquiler por ADI (Avintia Desarrollos Inmobiliarios).

Por su ubicación, contará con todos los servicios y conexiones de transporte, en un entorno con amplias zonas verdes. El complejo está orientado a convertirse en un ejemplo de convivencia de vecinos de todas las edades. Habrá unidades habitacionales de 1 a 3 dormitorios y la residencia contará con 124 habitaciones individuales y 28 habitaciones dobles, junto con 45 plazas de centro de día.

Un proyecto edificado mediante construcción industrializada

Ambos edificios serán ejecutados por ávita, constructora industrializada de Grupo Avintia. Su modelo de construcción permite la producción de los elementos del edificio en fábrica para después ser ensamblados en la obra, automatizando procesos, optimizando tiempo y recursos y facilitando la gestión posterior del inmueble, con una precisión milimétrica, que redunda en la calidad y eficiencia energética.

Asimismo, la digitalización de todos los elementos del edificio permite su gestión centralizada y remota y optimiza el OPEX (costes de operación), gracias a un mantenimiento preventivo y la trazabilidad de la información.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.