lagoh - centro comercial innovador
Noticias Retail

Lar España espera la certificación Breeam para el centro comercial Lagoh

El complejo comercial y de ocio familiar Lagoh, que inauguró Lar España en septiembre, ha logrado situar a Sevilla a la vanguardia de la edificación eficiente y sostenible. El suministro de energía renovable al complejo y su diseño innovador culminará con la próxima obtención de la prestigiosa certificación Breeam de edificio sostenible.

Lar España como inversor y promotor, y Grupo Lar como gestor integral de Lagoh, han solicitado para el complejo la certificación Breeam Internacional de edificio sostenible.

Desde el comienzo de las obras de Lagoh, se ha contado con la ayuda de Breeam como asesores de sostenibilidad lo que ha obligado a cumplir determinados requisitos tanto en el diseño como en la construcción.

El resultado ha sido un complejo singular sin barreras arquitectónicas, sostenible y con el respeto del medioambiente como foco principal.

Diseño y sostenibilidad

El complejo cuenta con amplias zonas de jardinería así como una cubierta vegetal que le otorga un aspecto que recuerda a la naturaleza. A estos elementos se le suman los materiales utilizados en la construcción y diseño: materiales naturales, pétreos, maderas, metálicos, reciclados, reciclables y el uso de colores claros en el acabado de los mismos. Todo ello convierte a Lagoh en un ejemplo de la arquitectura de integración estética en el entorno.

En línea con maximizar el respeto al medio ambiente, el complejo cuenta con un sistema de energías que provienen de fuentes limpias. Lagoh recibe energía 100% renovable, certificada por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), único organismo autorizado en España para dar dicha autorización.

También se ha desarrollado un sistema de recogida de agua pluvial, para su posterior uso en riego de zonas verdes, y una red de autoconsumo de 100 KW con paneles fotovoltaicos. Se emplea energía geotérmica, que ayuda a que el centro comercial consuma un 40% menos, con un total de 100 pozos a una profundidad de 100 metros, y que se traduce un ahorro del 30% en el gasto de climatización del centro comercial.