El PIB se precipita un 5,2% en el primer trimestre por el Covid-19

El Producto Interior Bruto (PIB) de España se desplomó en el primer trimestre un 5,2%, lo que supone el mayor retroceso trimestral registrado en la serie histórica, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). En la imagen, la ministra de Economía Nadia Calviño.

La declaración del estado de alarma y el frenazo de gran parte de las actividades económicas para mitigar la expansión del Covid-19 han provocado la mayor caída trimestral de la economía española, superando la caída producida en el primer trimestre de 2009, cuando el PIB descendió un 2,6%.

La crisis sanitaria del Covid-19 provoca la mayor caída trimestral de la economía española

Con el fuerte retroceso del PIB del primer trimestre, España se asoma a la recesión, una situación que parece inevitable ya que se da por hecho una contracción del PIB en el segundo trimestre incluso mayor a la del primero, debido a que el periodo abril-junio se vio afectado por la paralización de numerosas actividades económicas como consecuencia de la declaración del estado de alarma por el Covid-19.

En los tres trimestres precedentes (segundo, tercero y cuarto trimestre de 2019), la economía española venía creciendo a tasas del 0,4%.

En tasa interanual, el PIB del primer trimestre se contrajo un 4,1%, frente al repunte del 1,8% del trimestre anterior. Se trata del mayor retroceso desde el segundo trimestre de 2009, cuando la economía española se contrajo un 4,4% interanual. No se registraban datos negativos de PIB desde finales de 2013.

El gasto en consumo final decrece un 3,4% respecto al primer trimestre de 2019. Esta tasa es 4,9 puntos inferior a la del cuarto trimestre.

El gasto en consumo final de los hogares experimenta una tasa interanual del −5,8%, que es 7 puntos menos que en el trimestre pasado. Por su parte, el gasto en consumo final de las Administraciones Públicas presenta un crecimiento del 3,6%, lo que supone 1,2 puntos más que en el trimestre precedente.

La formación bruta de capital registra una variación del −5,3%, inferior en 5,9 puntos a la del trimestre anterior.

Desplome de la inversión

La inversión, por su parte, registró en el primer trimestre su mayor caída en once años (desde el segundo trimestre de 2009), al retroceder entre enero y marzo un 5,7%.

La inversión en activos fijos materiales presenta una variación interanual del −8,4%, lo que supone 8,3 puntos menos que en el trimestre precedente.

La inversión en viviendas y otros edificios y construcciones disminuye 6,1 puntos, pasando del −2,2% al −8,3%.

Mientras que la inversión en maquinaria, bienes de equipo y sistemas de armamento desciende 11,9 puntos al presentar una variación del −9,3%, frente al 2,6% del trimestre anterior.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.