Ismael Clemente (Merlin) propone que el Gobierno use la Sareb para crear un parque de vivienda asequible

“Sareb está ahí. Va derecha a pegarse contra el muro y toda su deuda está garantizada con el Estado español. El Gobierno podría comprar los activos de Sareb, con eso se repaga la deuda y se amplia el parque de alquiler social”. La propuesta fue realizada por Ismael Clemente, CEO de la cotizada Merlin Properties, en la presentación del tradicional informe Tendencias de PwC y Urban Land Institute, que este año generó muchas propuestas en torno a las nuevas fórmulas de vivienda y la accesibilidad a la misma.

Clemente explicó, a propósito de la Sareb, el organismo que se creó para albergar los activos adjudicados de la banca durante el crash inmobiliario de 2007, que “en la cartera hay tanto vivienda terminada, como pisos en proceso de construcción que también se podrían destinar para alquiler y préstamos en fase de ejecución que pueden convertirse en activos. Si meten todo ese producto en el mercado pueden crear un Ministerio de la Vivienda gigante”, argumentó el directivo.

Sareb, en el ámbito del alquiler social, trabaja con una cartera de 4.000 unidades, de las que ya se han comprometido 2.407 para alquiler social, por lo que todavía hay casi 1.600 viviendas disponibles.

Colaboración público-privada

Pero las propuestas de Clemente no se quedaron ahí: “Si yo fuera la Administración lo que haría es replantearme todos los suelos que tengo. Por un lado movilizaría todas las cesiones mediante colaboración público privada por un sistema de derecho de superficie y pasado un tiempo esas vivienda revertirían de nuevo en la Administración. El inversor toma el riesgo de construcción y la operación de las mismas”.

Y por último, el directivo apostó porque debería impulsar los “suelos dotacionales propiedad de organismos públicos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.