El Gobierno eleva al 30% el porcentaje para considerar que una empresa ha implantado el teletrabajo

El Gobierno ha elevado el porcentaje para que se considere teletrabajo la jornada laboral que se desarrolla desde casa del 20% al 30%, recogiendo así la propuesta que realizó la CEOE en el marco del diálogo social esta semana. La subida se ha recogido finalmente en el último borrador del Anteproyecto de la Ley de Teletrabajo que se ha remitido este viernes a los agentes sociales, cumpliendo así con el compromiso del Ejecutivo de que se mandaría el texto definitivo esta semana.

Además, el borrador del Anteproyecto también apunta que la modificación del porcentaje de presencialidad “solo podrá realizarse si concurre voluntariedad tanto por parte de la persona trabajadora afectada como por parte de la empresa” y que se realizará de conformidad con lo previsto en el convenio colectivo o el acuerdo de empresa que resulten de aplicación.

Por otro lado, en el borrador se recoge que cuando el trabajo a distancia sea algo excepcional promovido por una pandemia, como ocurrió en marzo, la empresa no tendrá que establecer un acuerdo específico con los trabajadores que incluya, entre otras cosas, la compensación de los gastos.

No obstante, con carácter general, la empresa que implante el teletrabajo deberá incluir en el acuerdo con los trabajadores el inventario de medios, equipos y herramientas para el desarrollo del trabajo a distancia, “incluidos los consumibles y los elementos muebles”, así como de la vida útil o un periodo máximo para la renovación de estos.

También se tendrán en cuenta los gastos que supone trabajar en remoto para el empleado y la forma de cuantificar la compensación que obligatoriamente debe abonar la empresa para realizar la misma, así como aspectos relativos al horario de trabajo y disponibilidad del trabajador, la distribución entre trabajo presencial y trabajo a distancia, el centro de trabajo donde queda adscrito el trabajador, el lugar de trabajo a distancia elegido por la persona o la duración de plazos de preaviso para el ejercicio de las situaciones de reversibilidad.

Pendientes de la Ley

El mercado de oficinas sigue con mucho interés el desarrollo de la regulación del trabajo a distancia, ya que de ella puede depender la necesidad de espacios de las empresas tras la experiencia que ha aportado el confinamiento. El desarrollo legislativo de este Anteproyecto de la Ley de Teletrabajo incidirá sin duda en la decisión de las compañías de implantar o no esta fórmula en sus plantillas y, por consiguiente, de contratar más o menos metros de oficinas.

De hecho, la consultora inmobiliaria Laborde Marcet ya apuntaba este verano que las empresas reducirán un 30% la superficie de sus oficinas por el efecto de la implantación del teletrabajo en una parte de sus plantillas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.