Las tendencias en construcción y arquitectura apuntan al desarrollo de edificios inteligentes resistentes al clima

El contexto actual marcado por la preocupación por la sostenibilidad y el aumento del coste de las materias primas y del transporte, agravado por la guerra de Ucrania y los altos niveles de inflación, está acelerando el proceso de transformación que está experimentando desde hace varios años el sector de la construcción y de la arquitectura. Por ello PlanRadar, una de las principales plataformas digitales de construcción y gestión de proyectos inmobiliarios de Europa, ha analizado en su informe The Architecture of the Future” cuáles serán las tendencias generales de la arquitectura y del diseño de las ciudades que están ganando cada vez más protagonismo, no solo en España, sino en el conjunto de los principales países a nivel global.

“The Architecture of the Future” es el primero de la serie de informes elaborados por PlanRadar que analizan la evolución de las tendencias en el ámbito de la construcción y la arquitectura a través de la evaluación de las perspectivas en 12 países: Estados Unidos, Reino Unido, Alemania, Austria, Francia, España, Italia, Eslovaquia, Chequia, Hungría, Polonia y Emiratos Árabes Unidos.

Las tendencias en el diseño urbano muestran una clara prioridad para las próximas décadas: la construcción los edificios resistentes al clima. Esta circunstancia se está volviendo en un requisito esencial para la construcción a nivel global y los expertos del sector se están centrando ahora en crear diseños urbanos resistentes y adaptables para soportar un clima cada vez más imprevisible y extremo. Un claro ejemplo son las largas olas de calor que, tanto en nuestro país como en el resto del sur de Europa, están produciendo todo tipo de efectos adversos en la población y en las infraestructuras.

Por ello, se están realizando varios estudios en los que se proponen métodos para reducir el efecto de isla de calor urbana, como introducción de una cobertura de árboles puede aumentar la sombra y reducir la cantidad de energía necesaria para la refrigeración o la introducción de elementos de agua, vegetación vertical y tejados verdes, limitar la cantidad de asfalto utilizado, etcétera. Tanto es así que para la mitad de los países consultados los elementos de refrigeración serán una de las grandes tendencias en el ámbito del diseño de las ciudades.

Tendencias es España

En España, las principales tendencias del diseño urbano se centran también en la renovación y mejora de los barrios urbanos deteriorados, en la creación de distritos multifuncionales con atención a la accesibilidad y a devolver el protagonismo a los peatones, con calles y barrios transitables. Este último punto constituye otra de las principales conclusiones del informe que señala la tendencia en el rediseño de los barrios para que contengan todo lo esencial que una persona necesita para prosperar, con el objetivo de poder evitar la dependencia del automóvil, lo que a su vez reduce las emisiones, mejora la calidad del aire y reduce los tiempos de desplazamiento. El 75% de los países consultados defienden esta prioridad de cara al futuro.

En relación con la mejora de los barrios urbanos deteriorados, los expertos de nuestro país creen que este elemento puede insuflar nueva vida a estas zonas, estimulando la mejora de la calidad de vida de los residentes y el crecimiento económico de las empresas locales. Aparte de España, cinco países más (Reino Unido, Alemania, Austria, Francia y República Checa) ven este nuevo diseño como prioritario.

Asimismo, la creación de los distritos multifuncionales es otra de las tendencias marcadas por España en el plano del diseño de las ciudades del futuro. Esta idea, también denominada como “ciudades de 15 minutos”, supone que cada área de un núcleo urbano contenga todo tipo de edificios (residenciales, educativos, comerciales, de venta al por menor, etcétera). Las ventajas resultantes de la utilización de estos distritos multifuncionales se concretan en la ayuda a la compactación y a la reducción del impacto medioambiental de la ciudad, al tiempo que tienen efectos positivos en la comunidad local al permitir una mayor transitabilidad. El 41% de los países analizados apuestan por los distritos multifuncionales como una tendencia futura en el sector de la construcción.

Sostenibilidad y construcción Net Zero, tendencias en arquitectura

La principal tendencia compartida por los países analizados tiene que ver con un mayor esfuerzo en materia de sostenibilidad. Para todos ellos el cambio medioambiental es una realidad y reconocen que el entorno construido contribuye en buena medida al incremento de las emisiones globales. Se prevé que la sostenibilidad sea la principal megatendencia en el diseño arquitectónico durante las próximas décadas, como parte de los objetivos establecidos en el Acuerdo de París, firmado en 2015.

Dentro de este ámbito sostenible, la estrategia Net Zero es otra de las mayores tendencias que persigue la industria. En el ámbito de la construcción se traduce en el desarrollo de edificios cuya construcción y funcionamiento sea lo más próximo a las cero emisiones. Esto es posible con el uso de materiales innovadores y aislantes que sean respetuosos con el medio ambiente.

La habitabilidad y el diseño centrado en el ser humano es la segunda tendencia más compartida por los países encuestados. En concreto el 58% de los países consultados (Reino Unido, Alemania, Austria, España, la República Checa, los Emiratos Árabes Unidos y Polonia) creen que será una tendencia en el futuro. La habitabilidad sitúa al ser humano en el centro de los planes, y reduce la necesidad de realizar largos desplazamientos contaminantes, mejora la eficiencia del transporte público u ofrece soluciones eficaces de calefacción y refrigeración, entre otras.

Muy relacionado con la habitabilidad se encuentra la idea de construir edificios que actúen como parte del entorno. Para la mitad de los países del informe: Estados Unidos, Alemania, Francia, Eslovaquia, Italia y Polonia, aprovechar el entorno de los edificios y crear estructuras que generen un ambiente agradable y sostenible para los seres humanos y un impacto neto positivo en su entorno natural será una de las principales tendencias en los próximos años.

Los cambios en los climas locales suponen un reto para los habitantes. Inundaciones, sequías, incendios, olas de calor y de frío…todos los países están afectados por el cambio climático y las consecuencias se agravarán en el futuro. Disponer de una estrategia de construcción resiliente es otra tendencia que refleja el informe “The Architecture of the Future” elaborado por PlanRadar y, aunque 5 países apuestan por la resiliencia en el sector de la construcción, sorprende que el 58% de los países encuestados (Austria, España, República Checa, Eslovaquia, los Emiratos Árabes Unidos y Polonia) no mencionan esta tendencia como clave para el futuro.

Por último, la reutilización y reaprovechamiento de los edificios se sitúa como la última tendencia destacada que presenta el informe. Muy vinculada con la sostenibilidad, países como Estados Unidos, Reino Unido, Austria, Francia y España ponen el foco en este ámbito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.