Las socimi alertan de una huida masiva de los inversores institucionales si cambia su fiscalidad

Los consejeros delegados de Merlin Properties, Lar España y Colonial, las socimi más grandes de España, han advertido al Gobierno de que un cambio de régimen en la regulación y fiscalidad de estos vehículos de inversión inmobiliaria crearía inseguridad jurídica a los inversores, especialmente a los extranjeros, lo que podría provocar la salida del mercado español de los fondos de pensiones y demás inversores institucionales. Un hándicap importante dado que en 2019 al menos el 77% de los inversores de las socimi cotizadas en el Mercado Continuo fueron inversores institucionales, según un informe de la consultora PwC.

Precisamente, ha sido en la mesa redonda en torno a dicho estudio,: “Las socimi en el mercado inmobiliario español: Origen, evolución y principales rasgos”, en la que los consejeros delegados de las tres socimi que cotizan en el Mercado Continuo –Pere Viñolas, Ismael Clemente y Miguel Pereda, respectivamente- solicitaron al Ejecutivo que mantenga la actual regulación sectorial para preservar la imagen de seguridad jurídica y que no discrimine el régimen fiscal de las socimi respecto al de sus homólogos internacionales.

Preocupación

Estas empresas expresan así nuevamente la preocupación del sector por el cambio en la fiscalidad de las socimi que se plantea el Gobierno, que pasa por implementar un gravamen del 15% a través del Impuesto de Sociedades sobre los beneficios no distribuidos, una medida que no afectaría a las grandes empresas porque reparten todo el beneficio contable, pero que sí puede crear inseguridad entre los inversores foráneos.

Los tres directivos recalcaron que las grandes socimi ya reparten todos sus beneficios vía dividendos, por lo que la medida gubernamental de gravar el porcentaje no repartido “no tendrá el menor efecto práctico”. Ahora bien, consideran que al separar la normativa española de la del resto de países, “se siembran dudas sobre la seguridad jurídica del mercado inmobiliario en España, lo que podría provocar la salida de los fondos de pensiones y demás inversores institucionales de nuestro mercado”.

En opinión de los responsables de las socimi cotizadas, más que cambiar la fiscalidad sería deseable incentivar a aquellas socimi que cumplen con el estándar internacional en torno al free float, que en la mayoría de países es más exigente que en España. “En vista de cómo han evolucionado los reits en otros países europeos, sería buen momento para incentivar a aquellas socimi que tienen al menos a un centenar de accionistas, cada uno de ellos con participaciones inferiores al 5%. Sería una fórmula eficiente para impulsar la aportación social de las socimi sin necesidad de afectar a la imagen de España ante los inversores internacionales.

Lar, Merlin y Colonial recuerdan que apenas tienen vivienda de alquiler en sus carteras, por lo que no se consideran responsables del encarecimiento de las rentas

De ese modo, “se evitaría castigar a quienes no hacen negocio de la vivienda, pero sí facilitan la diversificación y la estabilidad del conjunto del sector inmobiliario”.

Los responsables de las tres compañías hicieron hincapié en que las grandes socimi cotizadas apenas cuentan con alquiler de vivienda en sus carteras, por lo que no son responsables del alza de los precios en determinadas ciudades.

Al contrario, creen que las socimi ayudan a mitigar el problema, ya que ofrecen una alternativa inmobiliaria no especulativa para los inversores particulares, quienes hasta la aparición de estas sociedades se limitaban casi siempre a comprar pisos para alquilarlos y posteriormente revenderlos, una de las causas de la crisis de 2008.

Finalmente, los CEO de Merlin, Lar y Colonial destacaron el papel de las socimi en la recuperación, diversificación y máxima profesionalización del sector inmobiliario español.

Las cifras del sector

En la webinar, Antonio Sánchez Recio, socio responsable de Construcción y Servicios de PwC, y Marco García Guerra, director Real Estate de PwC, presentaron un estudio sobre el papel de las socimi en España en el que se realiza un completa radiografía Sociedades Anónimas Cotizadas de Inversión Inmobiliaria.

Según los datos de este informe, en 2019 al menos el 77% de los inversores de las socimi cotizadas en el Mercado Continuo fueron inversores institucionales. Asimismo, tres de las cuatro sociedades que cotizan en él (Merlin, Inmobiliaria Colonial y Lar España) cuentan con 23.650 accionistas particulares en su accionariado, según sus respectivos libros de registro. En las sociedades cotizadas del MAB, más de un 50% del capital provino de personas físicas y family offices.

El estudio también determina que, entre 2014 y 2019, las socimi repartieron entre sus accionistas más de 2.300 millones de euros en dividendos, que se elevarían hasta 2.878 millones de euros si se tienen en cuenta las primas de emisión. En un ejercicio teórico, y considerando un hipotético tipo de gravamen medio del 19%, el importe satisfecho en impuestos sobre los beneficios estaría en torno a 446 millones de euros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.