Las tasadoras de la AEV acusan la ralentización inmobiliaria y facturan un 4% menos en 2019

Las 22 sociedades de tasación asociadas a la Asociación Española de Análisis de Valor (AEV) cerraron el ejercicio 2019 con una facturación conjunta de 274,3 millones de euros, lo que supone un descenso del 4% respecto al año anterior.

Las tasaciones realizadas en 2019 por las asociadas a la AEV suman 1,1 millones de valoraciones, un 5,27% menos que en 2018

Este descenso es consistente con el del volumen total de tasaciones realizadas, que retrocede un 5,27% respecto a 2018, hasta un total de 1,1 millones de tasaciones. El valor total del conjunto de inmuebles tasados también decrece, aunque de forma más suave, en un 1,25%.

Madrid y Barcelona siguen concentrando la actividad en detrimento de otras áreas de la geografía española: en estas dos ciudades se realiza ya el 9,25% de todas las tasaciones, las cuales representan más de una quinta parte (el 21,41%) del importe global tasado en España en 2019.

Tasadoras

En el análisis de los resultados de las tasadoras que conforman la AEV, llama la atención que más de la mitad de las sociedades de tasación han experimentado un descenso en su facturación durante el año pasado, si bien explican que «algunas de las sociedades de tasación, adicionalmente, poseen líneas de negocio y ramificaciones internacionales cuya actividad no queda reflejada en estos datos».

Tinsa es la que lidera el ranking de sociedades de tasación por volumen de facturación en 2019, tras alcanzar unos ingresos de 72,4 millones de euros, aunque esta cifra es un -7,8% menor que la del año anterior. Le siguen Sociedad de Tasación, segunda con una facturación de 34,1 millones y un descenso de los ingresos del -8,5%, y Gloval, que vio recortada su facturación por valoraciones un 24,7% en 2019, hasta los 31,1 millones.

Entre las diez primeras firmas del ranking de la AEV, mejoraron su facturación CBRE (5,8% y 17,3 millones), Euroval (13,4% y 14,4 millones), Krata (1,7% y 11,2 millones), UVE Valoraciones (13,6% y 11,2 millones) y Savills Aguirre Newman, que multiplicó su facturación por valoraciones el año pasado, al cerrar el ejercicio con unos ingresos de 10,2 millones, un 250% superiores a los de 2018. Gesval cerró el año con unos ingresos por valoraciones de 20 millones (-2,9%) y JLL Valoraciones facturó 10,7 millones, un -8,6% menos.

 

Ranking de Tasadoras - AEV

 

Menos valoraciones para hipotecas

Desde la AEV destacan que las tasaciones realizadas con finalidad hipotecaria cayeron tanto en volumen (-7,65%) como en importe tasado a nivel global (-4,16%). No obstante, desde la asociación explican que «estos datos son consecuencia del efecto agregado de la actividad del conjunto del año ya que, si analizamos únicamente los tres últimos meses del año, apreciamos que ambos segmentos, de tasaciones completas y de tasaciones hipotecarias, crecieron en volumen con respecto al cuarto trimestre de 2018, a ritmos del 1,75% y 4,35% respectivamente».

Este repunte del cuarto trimestre se podría explicar, “en parte, por el retraso de un cierto número de operaciones hipotecarias que, con la entrada en vigor de la Ley de Contratos de Crédito Inmobiliario, se vieron pospuestas unas semanas, hasta que se solucionaron todas las dificultades operativas que en su momento surgieron”, según la Secretaria General de la AEV, Paloma Arnaiz.

Otro aspecto que explica la tendencia a la baja de los datos de actividad es la progresiva venta de carteras de activos inmobiliarios por parte de los bancos, que ha ido eliminando la necesidad de seguir tasándolos anualmente, sumado a una cierta ralentización del mercado hipotecario en 2019 (según datos del INE, las hipotecas sobre vivienda crecieron solo un 3,24% respecto al año 2018, frente a crecimientos del 10% en años anteriores).

El importe medio de tasación de las viviendas valoradas con finalidad hipotecaria (importe total de valoraciones entre número de viviendas tasadas) creció un 4,08%, pasando de aproximadamente 191.200 euros a casi 199.000. Para esta finalidad y tipología se han realizado en 2019 unas 410.000 tasaciones, un 2,93% menos que en 2018.

Tasaciones hipotecarias en 2019 - AEV

Por otro lado, la AEV constata la consoliación del aumento de las valoraciones AVM, que tras los bajos niveles de actividad del año 2018, debida a la espera de publicación de la normativa de Banco de España, superan los volúmenes del año 2017, con cerca de 1,85 millones de valoraciones automatizadas (un 60% más que en el año 2018).

Además, las mayores volúmenes de obra iniciada en los años 2018 y 2019 han provocado, asimismo, un incremento importante de las valoraciones intermedias de obra (necesarias para que los bancos puedan ir liberando el préstamo al promotor). En 2019 se han llevado a cabo casi 33.000 tasaciones de este tipo, un 24,4% más que en 2018.

Según Paloma Arnaiz, “los datos de actividad y facturación de las tasadoras en 2019 confirman el escenario de ralentización que ya se atisbaba en el sector inmobiliario a finales de año y que ahora, con la crisis sanitaria del COVID-19, es mucho más incierto».

«En esta situación de fuerte incertidumbre, las valoraciones volverán a constatarse como uno de los instrumentos imprescindibles y de mayor eficacia para proporcionar confianza al mercado y posibilitar la reactivación de la economía; no en vano, las sociedades de tasación están invirtiendo sus mejores esfuerzos en estos días para asegurar que sus metodologías y criterios son adecuados y prudentes a la hora de proporcionar una visión certera del mercado y de los precios inmobiliarios”, subraya la Secretaria General de la AEV.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.