Union Investment y la británica Capfield apuestan por el mercado madrileño de centros comerciales

El mercado madrileño de centros comerciales mantiene el interés para el inversor internacional, incluso en un verano tan atípico como el de 2020. En las últimas semanas, dos inversores extranjeros de características muy diferentes, Union Investment y el family office Capfield, han visto la oportunidad de posicionarse en este mercado con la compra de dos complejos comerciales en la zona de influencia de la capital de España en este mes de agosto.

Por un lado, la británica Capfield ha cerrado la compra del centro comercial La Vega, situado en la localidad madrileña de Alcobendas. Este family office británico, que se estrena con esta operación en el mercado inmobiliario español, posee en la actualidad un portfolio de seis centros comerciales en Estonia, que suman 80.000 metros cuadrados de SBA.

Asesorado por la consultora Knight Frank, el fondo inversión francés Heracles Investissement ha vendido este centro comercial de 9.434 metros cuadrados de SBA y 1.700 plazas de aparcamiento, junto a un supermercado de 18.000 metros cuadrados, operado por Alcampo.

El nuevo propietario de La Vega pretende llevar a cabo una reforma integral del centro comercial para ofrecer al usuario una experiencia de retail de última generación. Se estima que la inversión total en el proyecto de La Vega será en torno a los 12 millones de euros.

Union Investment compra On Plaza

Por otro lado, Union Investment ha adquirido el parque comercial On Plaza de Torrejón de Ardóz, en Madrid, junto con un edificio comercial en Bruselas para el fondo UII EuropeanM, que suma así sus dos primeros activos de retail. En esta operación, Union Investment fue asesorada por Savills y Hogan Lovells.

El parque comercial On Plaza, construido en 2019 con 10.580 metros cuadrados de SBA, ha sido adquirido a un inversor privado por un montante que no ha trascendido. Cuenta con ocho inmuebles comerciales repartidos en un edificio principal, un restaurante y un supermercado Mercadona, con su propio parking con 312 plazas de aparcamiento.

La propiedad está totalmente alquilada. Los principales inquilinos, además de la cadena de Juan Roig, son la cadena de bricolaje Leroy Merlin, un gimnasio McFit y la marca Tedi.

En este caso hablamos de la gestora de fondos alemana y dueña desde hace unos meses del centro comercial Puerto Venecia. Union Investment incorpora estos activos al fondo UII EuropeanM, que invierte principalmente en oficinas, hoteles, logística y retail, centrándose en propiedades de tamaño medio en los mercados inmobiliarios europeos.

El objetivo del fondo es conseguir un portfolio con un valor de 1.000 millones de euros, a través de la adquisición de activos que cuesten menos de 100 millones de euros y que sobre todo tengan flujo de caja sostenibles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.