Las principales calles comerciales de Barcelona recuperan afluencia en los primeros meses de 2021

Las arterias comerciales de Barcelona empiezan a recobrar el pulso. La afluencia peatonal en los principales ejes comerciales de la ciudad se sitúa en niveles similares al verano de 2020, periodo donde las medidas contra la Covid-19 eran menos restrictivas.

Según el estudio de CBRE, elaborado a partir de Big Data, Rambla Catalunya recibió durante el primer trimestre de este año un 11,5% más de viandantes que en verano de 2020 (junio, julio y agosto), lo que supone una tendencia de recuperación.

La afluencia peatonal en los principales ejes comerciales de la ciudad se sitúa en niveles similares al verano de 2020, según CBRE

Según Susana Elhombre, directora de High Street en CBRE Barcelona, “este porcentaje es muy positivo ya que, una vez más, vemos que la tendencia del tráfico peatonal de esta arteria comercial se apoya sobre todo en los residentes y en los trabajadores de la zona, hecho que acelera la recuperación de la zona”.

Por otro lado, Paseo de Gracia, caracterizado por ser uno de los destinos comerciales principales del lujo en Barcelona, ha incrementado un 6,2% su tráfico de personas durante el primer trimestre de 2021 en comparación con verano de 2020 (junio, julio y agosto). “Aunque sigue avanzando en la senda de la recuperación, Paseo de Gracia siempre se ha caracterizado por su gran afluencia peatonal del turismo. Por este motivo, su recuperación está siendo más ligera, a la espera de acoger de nuevo el gran número de peatones extranjeros que atraía esta arteria antes de la pandemia”, explica Susana Elhombre.

En cuanto a Portaferrissa, la mejora de su afluencia está siendo más paulatina, ya que se ha incremento en un 1,5% durante este primer trimestre del año en comparación con verano de 2020 (junio, julio y agosto).

Portal de l’Àngel es la única calle comercial de las cuatro analizadas donde no se observa un aumento de la afluencia. Durante este primer trimestre de 2021, el eje recibió un 25,7% menos de tráfico de peatones en comparación con verano de 2020 (junio, julio y agosto). “Las medidas restrictivas en cuanto a la reducción del aforo tiene un impacto mayor en dicha calle, ya que hay un alto porcentaje de locales con superficie superior a los 300 metros. Esto, unido a la falta de turismo, hace que otras calles con menos dependencia al turismo se muestren más estables”, explica Susana Elhombre.

Semana Santa

Según el análisis realizado a través de la herramienta Calibrate, Portaferrisa ha sido la calle comercial de Barcelona que más ha incrementado su afluencia peatonal durante Semana Santa (hasta 4 de abril), con un 18%, en comparación con el mes de marzo de 2021, seguido de Portal de l’Àngel con un 12,2%.

Los ejes comerciales de Paseo de Gracia y Rambla Catalunya son los que más han notado la repercusión de la apertura del confinamiento comarcal, ya que su tráfico de personas se ha reducido en un 58,5% y un 76,1% respectivamente, en comparación con el mes de marzo de 2021. “Esta bajada notoria de la afluencia es debido al desplazamiento a la segunda residencia de tanto los residentes de ambas arterias como de sus visitantes diarios en consecuencia al levantamiento del confinamiento comarcal”, añade Susana Elhombre.

Con la irrupción de la pandemia, las principales calles de High Street están viviendo un proceso de transformación. “En el caso de Paseo de Gracia, es una calle con representación internacional que genera muchísimo interés y que saldrá reforzada a corto o medio plazo en comparación con otros ejes comerciales”, afirma Susana Elhombre.

“Antes de la pandemia, el retail ya estaba en un proceso de transformación, de hecho, ya veíamos la tendencia del incremento de la disponibilidad y que la demanda en general de los retailers iba bajando, pero se estaba manteniendo un cierto movimiento en los ejes. El gran debate era cómo desarrollar una estrategia de omnicanalidad y hacer que el canal de la tienda física y online pudieran trabajar juntos. Con la pandemia, los retailers han tenido que saber y tomar decisiones de un día para otro sobre cómo distribuir de la mejor manera sus productos al consumidor que no podía ir a una tienda. Aunque durante este tiempo la tienda online ha sido la solución para muchos retailers, la tienda física también sale reforzada ya que continúa siendo el escaparate, la carta de presentación para sus consumidores y un lugar experiencial. Por este motivo, los retailes seguirán apostando por las tiendas físicas, pero con otra estrategia: disponer de una sola tienda bien posicionada como puede ser en Paseo de Gracia, en vez de cinco tiendas, una en cada calle”, añade.

Entre los segmentos más resilientes se encuentra el Hogar, en auge durante la pandemia, “con aperturas en la zona de Diagonal, irá ganando más terreno en los próximos meses”, afirma Elhombre.

La directora de High Street en CBRE Barcelona da esperanza para el sector con la campaña de vacunación. “Aunque actualmente existe un mayor interés en la demanda, la disponibilidad seguirá creciendo. No será hasta a partir del año que viene cuando se empezarán a equilibrar los dos valores. Es, por ello, que prevemos que en 2023 se conseguirá la estabilización”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.